Alegria não tem fim: el folleto evangelistico con fixture del mundial Brasil 2014

Alegria não tem fim: el folleto evangelistico con fixture del mundial Brasil 2014

En el año de la Copa del Mundo Brasil 2014, presentamos una forma novedosa de predicar el evangelio: el fixture del mundial.

Folleto Fixture Mundial Brasil 2014

Es sabido de la pasión que tenemos los argentinos en lo que refiere al fútbol. Por eso, desde Sembrar Ediciones, vemos la oportunidad de acercar el mensaje de Cristo de una forma novedosa: un fixture titulado “Alegria não tem fim”.

Alegria não tem fim es un tríptico de 6,3 cm x 20,5 cm (plegado), full color, en papel ilustración. En su interior tiene un fixture estándar y, en el dorso, el mensaje de salvación.

El folleto se vende en paquetes de 1000 unidades al valor de $260. Este valor no incluye los cargos de envío que deberán ser abonados por el comprador.

Como la mayoría de nuestros folletos, pueden imprimirse con los horarios y dirección de la iglesia o librería que los distribuye, con un costo adicional (esto evita tener que sellarlos).

A continuación, les transcribimos el texto del folleto:

ALEGRIA NAO TEM FIM
Todos nos alegramos cuando nuestra selección clasificó para la Copa del Mundo 2014. Sin embargo, el comienzo del mundial pone en jaque esa alegría.

A partir del 6 de junio, lo que querremos será ganar todos los partidos, pasar de ronda en ronda. Poco importará si lo tuvimos merecido, si la definición fue en el último minuto o por penales. Necesitamos en cada encuentro esa alegría que parece tan frágil durante los noventa minutos.
Existe otra alegría. Y es una alegría que no termina nunca, la que nos brinda Dios. Para tenerla debés estar dispuesto a:

Aceptar que estás lejos de Dios y que solo no podés acercarte a él. Nuestra condición de personas pecadoras nos alejó de un Dios santo. La Biblia dice: “Todos pecamos y por eso estamos lejos de Dios”.
Reconocer que solo Jesucristo puede darte la entrada a la comunión con Dios. Jesús dijo: “Yo soy el camino, la verdad y la vida, nadie viene al Padre sino por mí”.
Recibir por la fe a Jesucristo como tu Salvador personal. La Biblia dice: “Pero a todos los que creyeron en él y lo recibieron, les dio el derecho de ser hijos de Dios”.

Si recibiste a Jesús, leé la Biblia cada día, orá a Dios, comunicate con otros seguidores de Jesús para crecer en la fe y compartí a otros tu nueva experiencia con Dios.

¡Que disfrutes este mundial y, si recibiste a Jesús como tu Salvador, nos vemos en el cielo, para compartir la alegría que durará para siempre!

Leave a Comment